Las personas siempre quieren verse joven, por eso a través de los años se han desarrollado diversos tratamientos que buscan ser esa inagotable fuente de la juventud.



 Veamos algunos de los tratamientos más famosos en la actualidad.



Botox: sus resultados son casi inmediatos, por eso ha sido un éxito entre las mujeres y también hombres que buscan verse siempre jóvenes.




Es una técnica donde se realizan las infiltraciones por medio de una jeringa de una forma refinada de la toxina botulínica tipo A, en los músculos de la cara, principalmente en las líneas de la frente, surcos y arrugas horizontales, para que no se vean pronunciadas. Sus efectos perduran de cinco a seis meses.



Radiofrecuencia facial: a través de una máquina de radiofrecuencia se produce un incremento de la temperatura en las capas más profundas de la piel, estimulando la producción natural de colágeno y elastina, las cuales mejoran la textura de la cara.




Láser resurfacing: este tratamiento también es conocido como velo de novia, que es la aplicación de un láser que remueve el cutis, con el fin de generar una piel nueva. Con este método se tratan arrugas, manchas, marcas de acné y desigualdades de color en el rostro.






Ácido hialurónico: el ácido hialurónico es una sustancia natural del cuerpo humano, por eso es uno de los rellenos faciales que más se utilizan en las arrugas, líneas de expresión y el contorno de los ojos.



Hilos tensores: es un tratamiento que combate la flacidez de la piel del rostro por medio de hilos finos hechos de material reabsorbible, creando una malla tensora, además reactiva la producción de colágeno de forma natural.







Artículo realizado con información de los sitios Docshop.com y Groupon.